sábado, 24 de mayo de 2008

EXILIO


Las máscaras aguardan en el limo
su turno de fulgores apagados.

22 comentarios:

Cristian dijo...

Ana,

Lugar difícil el de las máscaras, el de ese cuerpo escindido.

Beso

zeta dijo...

Vaya versos...Muy, muy lindos...Me van a tener pensando sobre el limo y los fulgores apagados...Un beso de barro, doncella, adiós.

Anónimo dijo...

"Todo es presagio cadencioso de acabarse
y los símbolos más plácidos se
quiebran
en la leve mueca, ajada, del violín."

No te exilies, no nos dejes en esta tierra tan tuya de máscaras, fulgores y limos, sin ti. Te necesitamos de un modo invisible, mudo. Tan imprescindible como la belleza.

Enrique V

leo dijo...

¿Cuántas máscaras guardamos, vírgenes, desilusionadas, en nuestro repertorio de estares?

Sir John More dijo...

Buenas noches, Ana. Hablaste de máscaras que aguardan... Pasa por http://eltallerflotante.blogspot.com/, y mira las máscaras de cuero de Enrique. Si le hablas tal vez no te conteste, pero es que ahora lucha con otras máscaras. Aun así, las de cuero son hermosas... Un beso.

rubén dijo...

Mi anterior comentario aguarda en el limo su turno de fulgores apagados. Eso, o me has aplicado la censura.

Disfruta el viaje.

Morgenrot dijo...

¿ Por qué están los fulgores apagados ?

ANA DE LA ROBLA dijo...

Cristian: Un cuerpo escindido en el que a veces resulta fácil encontrarse, como en un improvisado refugio...
Beso para ti.

***

Zeta: A fuerza de pensarlos, los fulgores terminan por recobrar su luz. Beso.

***

Enrique V: Regreso muda para poder hablar. Gracias por tu compañía que ilumina. Beso con violín.

***

Cierto, hermosa Leo. ¿Cuántas máscaras somos, en realidad? ¿Cuántas esperas, cuántos andenes?

***

Sir: Gracias por tu propuesta, siempre bella, como todas las tuyas. Beso agradecido.

***

Rubén: Deduzco que un comentario tuyo se ha quedado flotando en el ciberespacio. Lo siento. ¿Censura? Jamás. Menos aún a la belleza que siempre viene de ti. Gracias por tu deseo y un beso especial.

***

Morgenrot: Todo fulgor, para ser, tiene que conocer su negación. Beso y enhorabuena por tu nueva imagen boticelliana.

philip dijo...

Quiso el azar que mi pantalla se iiluminara con sus páginas y, mientras leía varios de sus textos (será un placer leerlos todos, paladeándolos como un buen vino)más me iba convenciendo de estar descubriendo una enorme poeta, de una cultura y sensibilidad desusada. Gracias por el placer proporcionado. Un saludo y, si me lo permite, un abrazo.

Nuncio Tamallangos dijo...

Que bueno saber que estás ahí, queridísima Ana.

Un beso desde el escondite.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Estimado Philip: Gracias por la generosidad de sus palabras. Me alegra sinceramente haberme cruzado en su vereda.
Un abrazo, por supuesto.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Mi queridísimo Nuncio: Son estos meses de idas y retornos, como la cadencia interminable de las aguas. Pero siempre regreso :-) Os agradezco, te agradezco, el cuidado de mi casa.
Un beso.

Luis López-Cortés dijo...

¿es grave? :-)

ANA DE LA ROBLA dijo...

No, ausencias siempre necesarias, supongo :-)
Beso, querido Luis.

zeta dijo...

Forzar las cosas, no sé, no logro entender porque se necesita forzar al agua para que se ponga caliente...Besos, ojalá no se desaparezca por otro largo tiempo...

ANA DE LA ROBLA dijo...

No se preocupe, mi querido Zeta. Es que me he tomado un tiempo de silencio que necesito... pero volveré pronto. Ojalá me esperen, usted y todos los amigos. Besos.

zeta dijo...

Ojalá le sea útil su silencio, nosotros esperaremos pacientes, de eso ni se preocupe, aunque no, probablemente, en silencio. Besos silenciosos, que le vaya muy bien.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Gracias, querido amigo. Beso en espera.

sallopilig ref dijo...

El sonido viene de dentro, tan en silencio alrededor que hay ecos. Está el alma recibiendo lecciones, quizá el curso del tiempo haga que sean dulces.

Besos y saludos.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Escucho música hasta que llegue el momento de emerger... y ya va siendo hora.
Beso, querido Ref.

ángel dijo...

La máscara y atrás un rostro. Afuera
son dos endecasílabos desnudos.

Un exilio de voces trepa el limo.

ANA DE LA ROBLA dijo...

Dos endecasílabos que flotan como dos cintas abandonadas en el agua...